Las gimnastas cubanas aspiran a medalla en la modalidad de conjunto.

Sancti Spíritus se ha convertido en la casa grande de la gimnasia rítmica cubana, ya que en lo que va de año, las pupilas de la entrenadora Nelly Ochoa han hecho tres bases de entrenamiento en la provincia, con el objetivo de llegar en forma a los Juegos Centroamericanos y del Caribe, a celebrarse del 19 de julio y hasta el 3 de agosto en Barranquilla, Colombia.

En sus incursiones por predios yayaberos, las “niñas”, ataviadas con sus bellos leotares, han inundado los tabloncillos de la EIDE Lino Salabarría, después el  gimnasio de la Facultad de Ciencias Médicas, y desde el 12 de junio, alternan entre la Sala Yara y la escuela donde se forman los deportistas espirituanos  del mañana.

Las pupilas de Nelly Ochoa tienen previsto trabajar hasta cerca del día 20 de julio, con tres sesiones de entrenamiento, con el objetivo de precisar detalles en las rutinas con miras a la cita regional de Barranquilla, ciudad a la que llegarán el día 23, y de arrebatarle alguna medalla a Colombia y México, sería un resultado satisfactorio, dada la juventud del equipo y el nivel de las rivales.

Pero acostumbrados a como estamos todos los cubanos, que nuestros atletas impongan sus clase y su valentía en los gimnasios de competencias no se descarta que en los centrocaribe haya alguna sorpresa, teniendo en cuenta el crecimiento que tuvo la gimnasia rítmica cubana en una base de entrenamiento que realizó en Rusia, donde mancomunaron preparación con competencias en el certamen nacional ruso.

Allí, en el país donde se han formado campeonas mundiales y olímpicas de este deporte, la jovencita Gretell Mendoza subió al podio de premiaciones en la especialidad de pelota, mientra era cuarta en aro, como parte del Torneo Internacional de Yaroslav Spring, certamen donde asistieron gimnastas de 17 países.

En la propia competencia Brenda Leyva cumplió una buena labor en mazas; mientras el resto de las muchachas aprovechaban las bondades para trabajar en el Centro de Alto Rendimiento de Ivanovo.

La mayor experiencia en estas jóvenes lo aporta Melissa Kindelán, de La Habana, y Eliane Rojas; ellas lideran a las atletas cubanitas, en una formación donde también están en la modalidad de conjunto Idalia Rojas, de Granma, la holguinera Danay Utria y Eslaidi Chirino, de Pinar del Río.

La gimnasia rítmica Cuba aparece en el tercer lugar del medallero histórico en lides centroamericanas, al totalizar 4 de oro, seis de plata y cuatro de bronce, deporte que dejó en la pasada cita de Veracruz 2014 la cosecha de una presea plateada y dos bronce, válidos para escoltar a las muchachas de México, que ganaron 5 metales dorados y cuatro subtítulos.

Sobre los entrenamientos y las metas que tienen de cara a la cita de Barranquilla nos hablan la entrenadora Nelly Ocha, así como las gimnastas Brenda Leyva y Gretell Mendoza, gimnastas que acuden a sus primeros Juegos Centroamericanos.

Artículo publicado en: La columna